Creatibo by Arrontes y Barrera

La creatividad en el posicionamiento de marca

El amor todo lo puede. Puede con una subida de precio, con una crisis de reputación o incluso con una avería en un producto recién estrenado. Nada de eso importa si hay amor. Por eso, conseguir un posicionamiento de marca que levante pasiones irracionales entre los consumidores es una de las grandes aspiraciones de los equipos de marketing.

Eres de Cola Cao o de Nesquick. De Adidas o de Nike. De Audi o de BMW. Y después está Apple, que es un caso aparte dentro de las llamadas lovemarks. Los clientes han establecido una relación sentimental con esta marca que va más allá de la razón: el comprador de iPhone es incapaz de usar otro teléfono de la misma forma que es incapaz de explicar por qué.

¿Cómo influye la creatividad en el posicionamiento de marca?

Para construir una lovemark es necesario que la estrategia de marketing ponga su atención en otro órgano vital: ya no se trata de conseguir que una marca ocupe un lugar en la mente de los consumidores sino en su corazón.

Y si algo tienen en común todas las marcas que hemos mencionado, además de tener productos sobresalientes, es que han apostado por la creatividad a la hora de posicionar su marca, sentando así las bases de un vínculo emocional más consistente. Y para explicártelo mejor, hablemos de Starbucks.

Starbucks, un ejemplo de creatividad en el posicionamiento de marca

¿Quién podría imaginarse que tomar un café en Estados Unidos (producto banalizado años atrás en ese país) se podría convertir en un acto tan tremendamente cool? Y así es. Hoy en día, Starbucks cuenta con una legión de fans que no toma un café si no es de esta cadena. Porque para ellos, Starbucks no es solo café, es un su tercer lugar.

Tanto su carta de cafés como sus establecimientos con WiFi están concebidos para ofrecer a los clientes una experiencia diferente a la que hasta entonces ofrecían las cafeterías tradicionales. Una experiencia que les hace sentir diferentes que las personas que acuden a los cafés convencionales.

Pero esto no es más que el comienzo. Entre sus fórmulas de posicionamiento creativas se encuentran acciones como:

  • Aplicar diseño a cada elemento para crear un “universo Starbucks”, como sus famosos vasos para llevar.
  • Crear de una app para facilitar el pago a través del móvil. Además, esta aplicación da acceso gratuito a artículos de The New York Times y vincula los pedidos de café con listas de reproducción de Spotify.
  • Lanzar campañas publicitarias que combinan a la perfección el producto con la emoción, con slogans de marca como: “Meet me at Starbucks”.

Starbucks es estar a la última, es ser trendy, es pertenecer a esa selecta comunidad de personas urbanas híper conectadas que son lo más. ¿O acaso hay manera de molar más que encargando y pagando tu café Starbucks a través de su app? Por eso, Starbucks no solo vende cafés: vende una experiencia que hace sentirse especiales a sus consumidores.

Pero como siempre insistimos en que la creatividad debe estar orientada a resultados, aquí están: Starbucks lanzó su app a comienzos de 2015 para reforzar su posicionamiento de “marca vinculada a estilos de vida modernos y urbanitas”. Cuando finalizó el año, sus ventas se habían incrementado un 23% más respecto al 2014 y el 18% de sus ingresos provenían de los pagos realizados a través de su aplicación para móviles.

Si quieres conocer más aspectos sobre creatividad en este mundo digital, en nuestra web puedes descargarte la Guía “Multiplica la creatividad de tu empresa sin gastar ni un euro” de Arrontes y Barrera.

Leave a Reply