Qué es el Growth Hacking y 2 técnicas clave


¿Quieres que tu marca crezca rápidamente con un coste mínimo? Y quién no. Eso es lo que han hecho marcas como Uber, AirBnB, Twitter o Facebook. Todas han revolucionado el mercado utilizando el Growth Hacking para buscar clientes, construir marca y mejorar beneficios, logrando excelentes resultados sin apenas inversión. Eso sí, con mucha creatividad. Pero… ¿qué es el Growth Hacking y qué técnicas clave utiliza?

¿Qué es el Growth Hacking?

El Growth Hacking es una forma distinta de buscar cómo hacer crecer una marca de forma rápida y notoria en volumen de usuarios, tráfico, impactos y ventas.  Y, lo mejor de todo, lo hace con el mínimo esfuerzo y gasto posibles. En otras palabras, se trata de aprovechar la creatividad y los recursos online para que tu marca crezca.

Esta nueva forma de hacer marketing está basada en la metodología Lean Startup, que adapta el método Lean de Toyota a las startups,  aunque también es muy recomendable para negocios online, estrategias de marketing online y blogs. 

El concepto de Growth Hacking se utilizó por primera vez el 26 de julio de 2010 en el artículo de Sean Ellis Find a Growth Hacker four your Startup y desde entonces muchas marcas quieren sacarle el máximo partido.

El objetivo del Growth Hacking es conseguir que tus amigos vengan. Esta nueva forma de hacer marketing busca conseguir nuevos clientes, pero no tanto como fidelizar al máximo a los ya existentes y, a través de ellos, seguir aumentando la comunidad. Para ello, combina técnicas del marketing, métricas sociales, mejora de producto y analítica web, eso sí, siempre con mucha creatividad, pero también con analítica y curiosidad.

Creatividad

En el Growth Hacking la creatividad es la base de todo, puesto que se busca efectividad con un presupuesto muy reducido. La buena creatividad permite experimentar, descubrir lo que funciona y utilizarlo en futuras ocasiones. Te recomendamos ver nuestros post 5 claves para que tu creatividad publicitaria tenga éxito, Simplicidad creativa, no simple creatividad y Para ser más creativo piensa en PRADOS.

Sin embargo, no todo vale. Hay que acercarse a la línea sin traspasarla. No se trata de conseguir usuarios a cualquier precio, además hay que monetizarlos. Por lo que la clave está en poner siempre al usuario en el centro atendiendo sus necesidades y cuidando la reputación de nuestra marca.


Análisis de los datos

La creatividad tiene que apoyarse en datos. El estudio de los datos es el punto fuerte y para ello se plantea una hipótesis, se realizan los test A/B para ver qué funciona y qué no y, a partir de ahí se diseñan, implementan y prueban estrategias repetibles y escalables.

Aquí tienes dos post que te ayudarán: Qué medir en creatividad y 4 técnicas para medir la creatividad de tu campaña de publicidad.

Curiosidad

Es imprescindible conocer a los clientes potenciales y por qué reaccionan así y no de otro modo para establecer ciertos parámetros que permitan afinar más las campañas. Para ello te conviene responder a la siguiente pregunta: ¿Qué son las Buyer Personas y por qué son importantes para ti?

2 técnicas clave de Growth Hacking

¿Alguna vez te has descargado una guía que necesitabas a cambio de dejar tu email?, ¿has probado gratis un servicio premium durante 7 días? o ¿has invitado a un amigo a usar Dropbox para conseguir espacio extra? Si has hecho algo de esto deberías saber que son técnicas de Growth Hacking muy efectivas para que las marcas crezcan. Aquí te hablamos de las dos más utilizadas:

Técnica nº1: Member Get Member


Es una técnica Growth Hack muy usada por grandes marcas y se basa en ofrecer a los usuarios alguna recompensa o algún tipo de descuento, cuando estos recomiendan y consiguen que alguno de sus amigos se registre en sus plataformas. Es una buena manera de conseguir más clientes utilizando a otros clientes ya fidelizados.

Para ello lo primero es tener muy claro cuál es el punto fuerte de tu marca y potenciarlo, como hizo Dropbox al ofrecer espacio extra gratis a sus usuarios si conseguían atraer a nuevos usuarios. Los datos no dejan lugar a dudas: Dropbox pasó de 100.000 a 4 millones de usuarios en 15 meses.

Técnica nº 2: Prueba gratis


Como es una buena manera de dar a conocer los beneficios que ofreces, la mayoría de startups ponen a disposición de sus clientes potenciales una versión gratuita o Freemium, con limitaciones, para que lo prueben. Y otra versión de pago o Premium con una serie de ventajas añadidas. Por ejemplo Linkedin, Dropbox, Spotify y Semrush funcionan así.

Con esta técnica del prueba y si te gusta te lo quedas  se consigue que se pruebe, que el número de clientes aumente y que crezca su confianza y fidelización.

El dato: UserLike consiguió un 40 % más de suscriptores en su web al poner a su disposición un widget para probar la URL de un sitio web.



Para acabar, recuerda que estamos ante un nuevo modo de entender el marketing, basado en la creatividad, con el que se obtienen resultados efectivos con una mínima inversión. Si quieres saber más sobre el tema te recomendamos el libro Growth Hacker Marketing de Ryan Holiday. También puedes ponerte en contacto con Arrontes y Barrera. Estaremos encantados de ayudarte a implantar las técnicas de Growth Hacking que mejor se adapten a tu marca y a tus usuarios.

Si quieres saber más sobre los beneficios de fomentar la creatividad dentro de las empresas y cómo puedes hacerlo, descárgate nuestra guía Multiplica la Creatividad de tu Empresa sin Gastar un Euro.

Descárgala ya

GuardarGuardar

GuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardar




Comments are closed.

Subir arriba ↑