12 errores en tus emailings que deberías evitar


¿Tus emailings te hacen conseguir más clientes? Si la respuesta es sí, enhorabuena. Si es no, descubre cómo optimizar tus campañas de emailing para mejorar tus resultados. Aquí te proponemos una práctica checklist con los 12 errores más frecuentes que debes evitar a toda costa.

Error nº 1: No dirigir tus emailings a los destinatarios adecuados.


Si no tienes una lista confirmada y segmentada de leads realmente interesados en recibir un emailing de tu marca apaga y vámonos. Un lead es un potencial cliente que nos ha dado permiso para realizar acciones comerciales o de marketing. Los usuarios penalizan a las marcas que les envían emails que no son de su agrado, así que no se deben enviar emailings sin permiso previo, comprar bases de datos, ni subir manualmente emails de personas que no hayan dado su confirmación a entrar en nuestras listas de emailing.

Hay que elaborar una base de datos propia y segmentar para que el contenido que envíes sea relevante para tus destinatarios. Una de las mejores formas de conseguirlo es mediante ebooks gratuitos o suscripciones a un newsletter. Te lo explicamos mejor en nuestros posts Cómo crear un ebook sin morir en el intento y Cómo hacer que tu newsletter funcione.

Error nº 2: No dejar claro quién envía el mail.

El remitente es muy importante para que el cliente sepa quien le envía el email. Así que incluye tu nombre y/o el de tu empresa. Quien no conoce al remitente no suele abrir el correo que pasa directamente a la carpeta de spam.

Error nº 3: Descuidar el asunto.

El asunto es como el “sobre” de un email. Es el primer contacto con el receptor y por lo tanto tiene que ser breve, descriptivo, directo, fácil de leer, apelar a la curiosidad y destacar. Todo en 60 caracteres como máximo.

Además, ten en cuenta que cada usuario tiene su cuenta de correo configurada de forma diferente y no sabes cuantas palabras del asunto verá. Por lo que además de resumir, hay que decir lo más importante al principio. Si consigues que el destinatario abra tu email ya tienes la mitad del trabajo hecho.

Error nº 4: Pensar solo en ordenador y no en móvil.


Recuerda que el 76 % por ciento de los consumidores utilizan sus smartphones para ordenar los emails, según BlueHornet. Esto significa que el email tiene que funcionar en una pantalla pequeña o no te tendrán en cuenta. Una pantalla pequeña supone que el texto tiene que ser breve y claro, el diseño minimalista y los botones con enlaces, grandes.

Es importante que el usuario sepa donde hacer click al primer vistazo, por lo que además el botón tiene que estar en el tercio superior del emailing. Recuerda que tu emailing tiene un objetivo y que tienes que dejarles claro a los lectores lo que quieres que hagan.

Además te recomendamos que al maquetar tu newsletter utilices tipografías estándar y colores planos y que reduzcas el uso de imágenes en favor del texto.

Error nº 5: Una creatividad poco eficaz.

La creatividad es indispensable para conseguir llamar la atención tanto en el asunto como en el contenido del email. Tiene que cumplir las expectativas y resolver los problemas del cliente y no decir solo: compra, gran oferta o regístrate.

Antes de enviar tu mailing, prueba cómo se verá en distintos buzones de correo. Y después, mediante el test A/B puedes comprobar qué creatividad o qué campaña ha obtenido mejores resultados. Eso te dará pistas para elaborar en adelante sucesivos emails. Mira otras técnicas para medir la creatividad en nuestro post 4 técnicas para medir la creatividad de tu campaña de publicidad.

Error nº 6: No dialogar.

¿Estás hablando con alguien, verdad? Entonces ¿por qué tus emailings son del tipo no reply?, ¿acaso no quieres feedback? Personaliza e intenta que el mensaje sea exclusivo para el destinatario y asegúrate de proporcionar un teléfono de contacto y una dirección física o de email. Incluye tus datos siempre en el footer para que el usuario se pueda poner en contacto contigo de forma rápida y directa.

Error nº 7: Olvidar el mensaje “si no ves correctamente este email, pincha aquí”.

Ten en cuenta que no todos los programas de correo permiten descargar imágenes, por lo tanto, tu email tiene que tener un formato de texto html y no de imagen, además de ofrecer la posibilidad de ver el contenido en un navegador web. Nunca deben enviarse emails solo con imagen porque es fácil que sean considerados spam.

Error nº 8: No redirigir a una landing page.


Asegúrate de enlazar correctamente el email con la landing page a la que quieres que se dirija. Esa landing page será tu central de ventas, así que asegúrate también de que el formulario sea fácil cubrir. Como el cliente ha llegado a través del email, lo mejor es que sus datos ya aparezcan cumplimentados. En este post puedes ver Cómo crear una Landing Page y una Thank you Page perfectas.

Error nº 9: No dar la oportunidad de compartir.

Es importante aunar los esfuerzos de los dos mejores canales de fidelización: el email marketing y el social media. Así puedes conseguir aumentar la difusión. Pero no te engañes, nadie reenviará un email ni compartirá en redes sociales si antes no ha obtenido ningún valor o recompensa emocional.

Error nº 10: Es imposible darse de baja.

Es fundamental que quien lo desee pueda darse de baja y acceder a tu política de privacidad y de protección de datos. Además tienes que comprobar que no envías el mail a personas dadas de baja. No hay nada más molesto que seguir recibiendo mensajes de correo electrónico para los que te diste de baja.

Error nº 11: No tener un calendario.

Si haces envíos esporádicos es probable que los suscriptores se olviden de ti. Si por el contrario realizas demasiados envíos puede que se cansen y te marquen como spam. Los usuarios valoran la coherencia así que lo mejor es establecer un calendario. Te recomendamos que no envíes más de 1 o 2 correos semanales como máximo.

Error nº 12: Dar palos de ciego.


Si no mides, no mejoras. Actualmente los sistemas de envío masivo de emails permiten medir prácticamente todo: nº de correos enviados, rechazados, tasa de apertura, nº clicks en los enlaces, reenvíos, nº de suscriptores que se han dado de baja en la lista, etc. Así que prueba, mide y analiza para saber qué funciona y qué no. Así podrás ir mejorando cada vez más tus resultados.


Recuerda revisar todas tus campañas de email marketing para evitar cometer estos errores frecuentes y tendrás el éxito asegurado. Si necesitas ayuda ponte en contacto con Arrontes y Barrera.


Si quieres saber más sobre los beneficios de fomentar la creatividad dentro de las empresas y cómo puedes hacerlo, descárgate nuestra guía Multiplica la Creatividad de tu Empresa sin Gastar un Euro.

Descárgala ya

GuardarGuardar

GuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardar




Comments are closed.

Subir arriba ↑